martes, 29 de marzo de 2011

¿Guerra o estrategia?



¿Guerra o Estrategia?


Después de ver que Libia continúa con el problema de su nuevo cambio, posteriormente que Egipto retomaba su nuevo orden. Francia obtiene la posibilidad de intervenir para poner resolución en aquella región. Estados Unidos no se quedó atrás, dijo: yo también quiero ir, pero le pido permiso a mi “papá” (la ONU) y Francia como la hermana regañada dijo: entonces si la ONU me da permiso voy. Canadá dijo: entonces yo también voy. Y mando barcos… así empezó el juego que hoy se ha convertido en todo un plan.


El conflicto que enfrenta Libia es más fuerte que nada. Según su líder dice que lo que le importa es su pueblo y la política que él ha establecido, aunque con los actos de bombas y demás enfrentamientos para detener la oposición nos queda en claro que lo que menos le importa es su pueblo, si no permanecer en su poder. Las potencias que han decidido invadir el país van con un objetivo que yo defino: ¡Oro Negro! ¿Cuál es el verdadero problema? En si como en todo país la inconformidad en que los gobiernos llevan a cabo sus decisiones: Todo para ellos, nada para el pueblo. ¿Sera? Yo creo que sí. Ver las condiciones en que la gente vive, sin poder acceder a sectores de salud básicos, agua, medicinas, comida. Se entiende que por qué algunas personas se jartan de cosas innecesarias y gastan dinero en cosas que se deberían usar para otros fines… pero bueno esa es otra historia, pero de ahí empieza este problema. Porque si en México apenas uno vive, imaginen la situación de los países de allá. Es más que justo que pidan un cambio, más oportunidad, quitar un gobierno que por demás no sirve si no los representa y no los toma en cuenta. Los deja ahí, a la deriva. Sin opinión ni voz. Que se les tome como iguales a hombres y mujeres y las mismas oportunidades de trabajo. Es cierto, las mujeres de esos lugares han tomado partido activista y se han visto involucradas en enfrentarse contra el ejército y las represiones de su líder Gadafi.


Por eso “Las hermanitas preocupadas” tomaron la decisión de llevar ese ataque contra aviones y fuerzas del líder libio. Provocando así la famosa guerra. Según esto para evitar que más gente inocente muera. ¿No es más que suficiente con la sangre que ya se está derramando? Gadafi ya se sentó en su trono y dijo que él no se va de ahí, es su política, su pueblo, su liderazgo y no le importa cuántos rebeldes y civiles mueran con tal de obtener que su gobierno siga imperando. En tanto así seguidores de Gadafi han tomado del arsenal del gobierno, armas y demás cosas para hacer frente a los rebeldes, que por demás se ve deteriorada ya su petición. Creo que con el acto de guerra que ya se ejerce es muy complicado que ellos exijan más. El gobierno los reprime y no les dará perdón, los someterá, torturara y quizás mate por falta al país, a su política, a su soberanía. Por desencadenar esta ola de masacre que causa más que una pérdida humana, un vacio en el corazón de la humanidad, por qué tenemos que llegar hasta esta situación para poder cambiar las cosas que no nos sirven, de entender que un gobierno debe saber escuchar, entender las herramientas que ha estos mueven para poder llevar un gobierno con respeto y soberanía. La paz. El ejercicio de la empatía.


¿Dónde queda el respeto que Gadafi le debe a su pueblo?



martes, 22 de marzo de 2011

Subcultura






Subcultura.


Quien no tiene un amigo pokemon. El vecino gótico. La prima hippie. El hermano patineto. El primo gordito que es rapero. El compañero de clase que es nerd. La sobrina emo. El tío que es rockero o metalero. Todos parten de un estilo de vida y una ideología. Se dice que es una identidad social donde se expresa la verdadera intención como ser humano. Es decir el ser de una tribu urbana implica el estilo de vestir, la música e ideología y te forma como un individuo. Pero ¿Sera así?
¿Qué nos lleva a esto? La juventud, la clave principal está en ellos, pues la mayoría de las subculturas están compuestas por este sector de la sociedad. Y me incluyo, porque el hecho de pertenecer a una confirma una aceptación social. ¿Y por qué hacerlo? Debes aprender a quererte por lo que eres y no dejar que los demás impongan un género como estilo de vida, o como dicen todos, que te etiqueten.

Llevar a cabo ser parte de una tribu urbana es toda una identidad, porque aunque la gente crea que son pandillas que se reúnen para causar maldades, drogarse, delincuencia organizada; realmente ser parte es encontrarse más que un apoyo moral y de autoestima. Hay gente que dice que se trata de una confusión en el rol o papel al que venimos a desarrollarnos. Que es una falta de identidad y la confusión creada genera este tipo de subculturas que más que ayudar, sólo retrasan el tardío proceso de organización moral. A veces lo creo así. Para muchos jóvenes, el ser parte de estas culturas ayuda a sentirse socialmente participe. Desde ser un gótico hasta un metalero, conlleva un papel importante en sociedad, porque aunque no lo quiera es parte de un lugar, de una comunidad de ser joven.
Ver a los jóvenes con patinetas en los parques, al que vende discos en el mercado y es hippie. Los gandayas de la cuadra que son raperos. No es discriminar ni estereotipar. Escribo lo que a mi parecer forma parte de una comunidad y son un rol importante. Como partidos políticos que se fundan y vez que son parte de esta sociedad.

Meterse de lleno a su ideología cambia un estilo de vida. Adoptas actitudes, posiciones políticas y sociales que debes entender del todo o por lo menos en la vestimenta, que es ahí donde el impacte es total. Un chavo vestido con la ropa de su subcultura representa todo. Porque es ahí donde se puede diferenciar unos de todos, aunque opino que la única forma de diferenciarlos es en la ideología. Que quizás todos también son diferentes y no necesitan estar etiquetándose de esa manera.
Por eso el pertenecer también a una es toda una labor. Hay quienes únicamente usan la vestimenta pero la ideología la rechazan. O adoptan su ideología pero no les gusta vestirse o por lo menos no tan llamativamente para hacerse notar.

En la sociedad es tan marcado que la juventud pertenezca a una subcultura que se ve en todos lados. Al pasear, al salir a caminar, al entrar a un centro comercial. En la escuela o lugares de recreación.
Pertenecer nos llevara de todas las maneras posibles a una identidad social, y una regla muy importante a seguir al convivir entre ellas, merece respeto. Ahora dime ¿A cuál perteneces tú?





lunes, 14 de marzo de 2011

Facebook en Egipto




“La pelea por la libertad de expresión es irrenunciable” C. Aristegui.

Si callar la libertad de expresión se hace más evidente en nuestro país. ¿Qué hay del caso de Egipto? El movimiento comenzado en las famosas redes sociales, facebook y twitter, han hecho que el comentario que antes mencionara naciera. Es evidente que los jóvenes que iniciaron esta protesta bajo las inconformidades sociales, políticas y económicas inestables de su país, causara la revuelta que hasta hoy, tiro un régimen que mas que ineficiente merecía en verdad un cambio ¿Crees que México necesita uno?

Hablar de este tema mete entre dicho la libertad de expresión, pues al llevar a cabo el movimiento a la vida real dejando la convocatoria masiva por internet, causo que el régimen del hasta entonces Mubarak, causara la cancelación de la comunicación vía Internet y telefónica, impidiendo así, la libertad de expresión, de organización y de unión libre para en este caso, poder organizar el derroque del gobierno de su país.
Entonces ¿Qué llevó a toda esa gente a reunirse? Todos creyeron en un fiel propósito, terminar con la larga lista de injusticias: falta de empleo, de oportunidad de crecimiento, derechos básicos de la salud y bienestar social y sobre todo, un gobierno libre y democrático. Aunque eso todos los países lo pelean.
Aun así es difícil poder poner en claro que la unión que esta gente forjó, tenía en el fondo obtener un cambio social y político en el país. Se supone que de estos cambios lo demás vendrá solo: economía estable, mayores derechos y expresiones. Una lista de cosas que como efecto de domino deben cambiar, pero pues si aquí en México, se hizo hasta una revolución y quedo peor, pues aunque puedas expresar lo que sientas, bajita la mano te mandan matar accidentalmente mientras cámaras de seguridad revelan matones y aun así nadie hace ni dice nada ( Asesinato a activistas y reporteros )

¿Pero qué debemos hacer ante todo esto y teniendo como ejemplo el movimiento de Egipto y lo demás países que están en protesta? Nos deja muy en claro que el país es del pueblo, siempre este tendrá la decisión si todos con un firme concepto llegan a un objetivo en común: un cambio básico de todo lo que les aqueja como país.
¿Es difícil aprender de lo que vemos en otros países para poder forjar un mejor destino? Debemos ver estos movimientos, alces y demás que dejan evidenciar lo decadente que puede ser la política humana, que en el fondo todos pensamos en nosotros mismo, en un ego, en un bienestar propio para poder obtener la riqueza. No podemos dejar que movimientos así queden en el olvido o dejen simplemente un sabor actual por lo que pasa. Aprender a vivir con los valores que uno encuentra en ellos. Las decisiones y los líderes que se olvidaran después. Se trató de tapar la libertad de expresión, de callar las voces de un cambio, de aplastar a los revolucionarios activistas.
Si bien todo fue un caos por allá. La libertad de expresarse prevaleció y como diría: morir en la raya si es necesario.
No dejar que algo que nos mantiene inconformes se pase de largo. Luchar por ello. Por un cambio. Un real cambio.





lunes, 7 de marzo de 2011

Así empezo todo.
Continuó asi..




Oí un comentario donde decían que el Internet ahora es capaz de tirar gobiernos. Mucha gente utiliza este medio para hacer de todo, expresarse, darse a conocer, comunicarse, reírse, matar tiempo, de todo se puede hacer. El vasto mundo que ofrece el Internet es muy grande, se extiende por senderos inimaginables a tal grado de oír ese comentario que escuche. Aunque ¿Sera cierto? ¿El Internet en realidad puede ser un arma bélica o de buena intención?
Muchos dicen que depende de cómo se use, se expanda y dejes que llegue a la gente. El punto más concreto es el caso de expresar.
Dejar que un individuo como tú o como yo diga lo que sienta sobre algún tema, es fácil con Internet. Y si específicamente nos vamos a lo político hay problemas. Mucha gente ha vivido algunos extraños acontecimientos que dejan en claro que con un gobierno no se juega. Las activistas ubicadas en la frontera de México con Estados Unidos son un clarísimo ejemplo. El asesinato a estas e incendiar sus casas. Se toma en cuenta que el hecho de protestar por un sector en específico y en contra del gobierno cuesta la vida. Y sin embargo quiero hablar de esto:

“Desahogo de un berrinche presidencial” C. Aristegui.

Digno de una dictadura” Comparto esa misma idea con la periodista y conductora de radio quien con gran profesionalismo llevó a cabo una opinión, comentarios y reflexiones sobre una intervención en le cenado sobre la salud del presidente Felipe Calderón. ¿Qué tipo de estado de salud? La del abuso del alcohol.
Un grupo de cenadores participes del partido del trabajo, irrumpieron en el senado con una manta donde se leía: ¿Tú dejarías conducir a un borracho tu auto? ¿No verdad? ¿Y por qué lo dejas conducir el país? De antemano esto causo la reacción de muchos y entre una la de la periodista Carmen Aristegui. Quien en su programa de radio de MVS puso la pregunta al aire, dejando de lado todo ese alboroto, en verdad a ella le preocupaba la salud de su gobernante, exhortando a la presidencia aclarar un rumor o verdad de ese tipo. ¿Tiene o no el presidente un problema de alcoholismo? El cuestionamiento llevó el retiro inmediato del programa de dicha periodista y de inmediato su salida, total despido de su empresa. A lo que se argumento que ella había transgredido el criterio de ética firmado en su contrato ante la empresa. Y donde ella dice que fue totalmente por no querer admitir una disculpa pública sobre el tema.

Algunos comunicadores de Televisa (Matutino Exprés) tachan de mentirosa, difamadora e incongruente en sus comentarios a Carmen Aristegui por infundir toda la noticia que ha dado bajo mentiras y comentarios que ella misma crea para desacreditarla como seudo-periodista.

¿Qué nos lleva con esto? ¿En verdad hubo una ofensa tan denotada como para causar un alboroto mayor? ¿O en realidad se censuro la libertad de expresión?
Ambas partes dejaron un amplio silencio entre dicho durante todo este ajetreo dado a conocer con relevancia el lunes 7 de febrero y no fue hasta las declaraciones de Carmen Aristegui ante la prensa, que todo salió a la opinión pública, con mas ideas, puntos de vista y una verdad salida de la misma boca de la periodista.

Se le despidió por no aceptar leer una carta en la que ella no era participe y no tenia empatía con lo dicho ahí. Por eso se toma como una total represión, salvajada y autentica censura como la que se expresaba en las dictaduras. O tiempos del priismo.
¿Estamos regresando a esos tiempos? Donde la verdadera opinión era un motivo de cortar cabezas y dejar de lado toda participación ciudadana, porque antes que periodista, Carmen Aristegui expresó una duda, inconformidad donde si en verdad nuestro presidente tiene serios problemas con la bebida.
Cabe destacar que a este punto de la historia lo que se le hizo a Carmen fue una total censura, no dejaron que una persona como tú o como yo, dijera lo que opinara con respecto a ese tema. No hay gobierno democrático, si no un hombre en plena conciencia de su conveniencia. Y si en verdad el presidente no tiene problemas de esta índole, que lo aclare, el que nada debe, nada teme.

Es un punto crítico hablar quizás así de este tema. La situación que atraviesa el país: Política, Social y Económicamente aun sigue siendo tema de debate, y más si le agregamos que llegamos a un estado de pánico para reprimir todo comentario de la sociedad. ¿Qué nos espera con los siguientes gobernantes? No será una total exageración decir que todos tendremos que ceder a nuestros criterios, opiniones, ideologías partidistas y morales para mantener contento a un individuo: El Presidente. El cual creyera que con miedo, represaría y censura ganaría el gusto de toda su gente. NO LO ES ASÍ. Un gobierno no gana su estabilidad democrática con esas armas, las gana creyendo que un gobierno se construye con comentarios diversos y dando cabida a la libertad de género, expresión, decisión, crítica y la necesidad de ceder cuando la miseria del país obligue a un cambio.
Lo que hizo Carmen Aristegui fue una opinión, una crítica con buen sentido periodístico y nunca “transgredir códigos de ética” como lo presumen algunos. Fue la necesidad de un pueblo en una sola voz al exigir que por una vez el gobernante mayor aclarara un tema. No había nada enfermo en el comentario de la periodista. Y como lo dijo ella. Se trataría con la seriedad que se debe, como muchas personas, gente, figuras públicas y genios lo han padecido. Somos humanos. Hay cabida al error.





Continua...


Ultimo Libro que Lei

Ultimo Libro que Lei
Inferno // Dan Brown

Los que gustan de seguir la Bretonimia